Reseña #1 [El abismo - Neal Shusterman]

    
El abismo 
de Neal Shusterman

Título original | Challenger Deep
Género | Narrativa juvenil
Editorial | Anaya 
Fecha de publicación | Marzo del 2017
Páginas | 408

Caden Bosch viaja a bordo de un barco que lo lleva al punto más profundo y misterioso de la Tierra: el abismo Challenger, en la fosa de las Marianas. Pero al mismo tiempo, Caden Bosch es un alumno brillante de secundaria que ya no se comporta como los demás. Sus amigos empiezan a evitarlo. El capitán del barco nombra a Caden artista residente: su trabajo es documentar el viaje con sus dibujos. A la vez, Caden pretende unirse al equipo de atletismo del instituto, pero pasa la mayor parte del día merodeando por la ciudad sin rumbo, absorto en sus pensamientos. Caden es dos personas a la vez. Sus antiguos amigos creen que se ha vuelto loco. Y debe sumergirse hasta el rincón más hondo de su mente, cueste lo que cueste... Para salir a flote. Caden Bosch ya no es lo que se considera "normal".


               Sobre el autor Neal Shusterman

Neal Shusterman (Brooklyn, Nueva York, 1962) es un escritor estadounidense dedicado principalmente a la narrativa juvenil. A los 16 años se trasladó con su familia a México donde estudió en un instituto americano de México D.C.. Posteriormente, sacó una doble licenciatura en la Universidad de California, en Irvine, en Psicología y Teatro. En la universidad, escribió una columna humorística que tuvo un gran éxito. 

Al año de graduarse consiguió un contrato para su primer libro y para escribir un guión de cine. Desde entonces, se ha convertido en escritor y guionista de cine y televisión de gran éxito. Ha cosechado numerosos premios en su país como, por ejemplo, el Boston Globe-Horn Book Award por The Schwa was here (2004). Sus novelas Downsiders (1999) y Full Tilt (2003), han ganado más de 20 premios cada una. Ha escrito para el cine y la televisión, tanto guiones de serie como adaptaciones de sus propias obras. Everlost (2006) fue su primera novela traducida al español. 

Shusterman está muy solicitado como conferenciante por escuelas de todo el país. En la actualidad vive al sur de California con sus cuatro hijos que, según sus propias palabras, son una fuente constante de inspiración.



Opinión personal

Desde el momento en que uno de mis booktubers favoritos lo recomendó en uno de sus vídeos -comentando que trataba sobre un joven enfrentándose a una enfermedad mental y narrado en primera persona- este libro ha estado en mi punto de mira. Cada vez que lo veía en la estantería de una librería, me planteaba comprármelo, pero no sé por qué nunca me animaba. Hasta que un día me decidí y gran decisión la mía. No me arrepiento en absoluto, pues es una de esas lecturas que se quedan contigo durante un par de días después de acabarlas.

La sinopsis del libro no le hace apenas justicia. En él, Caden Bosch, un adolescente de quince años, relata su vida en primera persona. Por una parte, te cuenta lo que le ocurre tanto en el instituto como en casa. Por otra, nos escenifica su día a día a bordo de un barco que navega en medio de la nada. Éstas dos historias se van intercalando en los capítulos y, al principio carece totalmente de sentido. En un capítulo te habla de su relación con sus amigos y familiares, y en el siguiente, se encuentra formando parte de una tripulación variopinta cuanto menos. A pesar de la incertidumbre de las primeras páginas, según va avanzando la historia, las piezas van encajando. 


Vida cotidiana


Caden es un estudiante brillante que en sus ratos libres desarrolla videojuegos junto a sus dos mejores amigos Max y Shelby. Puesto que la principal afición de nuestro protagonista es la de dibujar, él se encarga del diseño gráfico. 

En cuanto a su vida familiar, vive con sus padres y con su hermana pequeña Mackenzie, a la que adora. La relación con todos ellos es buena hasta que se tuerce en un momento determinado de la historia, 

En el instituto, comienza a percibir a sus compañeros como a enemigos que quieren hacerle daño e incluso matarle. Esta percepción le conlleva la paranoia de que todas las personas que le rodean son impostores que no son quienes dicen ser. A raíz de estos pensamientos, se aleja de sus amigos, ignorándolos y dejando de lado su afición por la creación de videojuegos. Cuando Caden decide comentarle a su padre que un compañero quiere matarle, pasado el momento de sorpresa, éste decide quitarle hierro al asunto ya que considera que su hijo está exagerando. Su familia, por tanto, nota a Caden distante, pero no le dan la importancia debida hasta más adelante.

Nuestro protagonista, consciente de que algo marcha mal y su vida se está volviendo muy confusa, se aficiona a salir a correr a todas horas para despejarse y pensar en lo que le está ocurriendo.

Simultáneamente...

Vida en el barco

Fruto de sus delirios, Caden se vuelve tripulante -junto a un grupo de personajes de lo más variopinto- de un extraño barco que cobra vida -literalmente- bajo las órdenes de un exigente capitán. Éste encomienda a cada uno de los marineros una función dentro de la tripulación; Caden, dado su talento artístico, es designado como artista de a bordo. Además de éstos, acompaña a nuestro protagonista un malvado loro que malmete en la relación entre Caden y el capitán y planea acabar con la vida del último. 

Pero no todo son enemigos en esta aventura, pues conocerá al mascarón de proa, Calíope, con la que construirá una curiosa amistad y que se convertirá en su confidente a bordo.

Con el tiempo, el protagonista averiguará que el motivo principal de la expedición es la de alcanzar el abismo Challenger, el punto más profundo de la Tierra. Para llegar allí, la tripulación deberá enfrentarse a numerosos monstruos y sortear obstáculos cada vez más difíciles.


En definitiva...

Sus dos realidades empiezan distando mucho la una de la otra, pero conforme avanza la historia, se van entretejiendo y formando una sola. Seré sincera, no creo que sea una novela para todo el mundo. Su narrativa es muy peculiar y hace uso de metáforas que, bien entendidas, son vitales, pero si no se llegan a comprender, te pierdes mucha magia de la historia. Es por eso que me resultó curioso que fuera catalogada de Narrativa Juvenil, ya que, aunque el tema es de interés general, la manera en que está contado puede resultar muy complicada de seguir para un público muy joven. 

Una de las razones principales por las que me ha gustado tanto la historia es porque te sumerge con el protagonista en las profundidades de una enfermedad mental conocida pero no lo suficiente. A través de Caden vas conociendo cómo es sentirte en la piel de alguien que la padece -Neal Shusterman hace un trabajo excelente al darle voz- y vas sufriendo con él, te embriagas de su confusión y se entremezcla con la tuya propia al no acabar muchas veces de comprender qué está ocurriendo. Es un trabajo excelente de concienciación y la manera en que compara la enfermedad mental con ir hundiéndose en un abismo sin final es magistral. Si te interesa la salud mental, ¡éste es tu libro!

SPOILERS
Durante la reseña no he querido mencionar que la enfermedad mental de la que trata es la esquizofrenia, pues descubrirlo forma parte de la magia del libro. Una de las cosas que más he disfrutado es de la presentación en la novela de una serie de dibujos que se van haciendo cada vez más y más abstractos. Al final del relato, al leer la nota del autor, te das cuenta que estos dibujos son de su hijo, que en efecto, padece esta enfermedad. No me extrañé en absoluto de que alguien tan cercano al autor sufriera de ésta, pues la manera en que está contada muestra un gran conocimiento acerca de ella y de lo que supone tanto para la persona como para quienes la rodean.

A
demás, a pesar de que mientras lees el libro tienes la sensación de que no va a acabar nada bien, el mensaje final de superación y de lucha constante contra la enfermedad es brillante. Te abre los ojos a lo que tiene que pasar el enfermo y las personas que le rodean día tras día y despierta tu admiración, porque no es una situación nada fácil pero aprenden a vivir con ello con dignidad y valentía.

FIN DE SPOILERS

Me ha gustado...

La manera tan certera de darle vida a una enfermedad mental y de reflejar la realidad de quien la padece.

Te gustará si...

Quieres aprender más sobre enfermedades mentales y cómo afectan a la vida de las personas que las padecen y a sus series queridos.
No me ha gustado

A veces la narrativa se llena de metáforas incomprensibles y te hacen perder un poco el hilo.

Mi puntuación
                   

















"Hay muchas cosas que no comprendo, pero hay una que sí que sé: no existe tal cosa como un diagnóstico "correcto". No hay más que síntomas y latiguillos que se aplican a distintas colecciones de síntomas.Las etiquetas no significan nada, porque no hay dos casos exactamente iguales. Todo el mundo es un caso diferente, y no se puede hacer un pronóstico seguro. Sin embargo, somos criaturas de contención. Queremos que todas las cosas de la ida estén metidas en su cajita y ponerle a cada cajita su etiqueta. Pero el hecho de que podamos ponerle una etiqueta no quiere decir que de verdad sepamos lo que contiene la cajita."





2 comentarios:

  1. Se ve muy interesante, sin duda habría que tenerlo en La Lista ;) Gracias por tantos datos, está toda la información que se necesita y mucho más!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te lo buscaré porque vale mucho la pena, no por nada es la primera de mis reseñas :D

      Eliminar